miércoles, 23 de junio de 2010

Elektrobizarro (I): Los "Germanes"

Bajo el título de Elektrobizarro, iniciamos una nueva serie de entradas sin periodicidad definida, dedicada a comentar, en clave de cierto cachondeo, discos, videos o grupos relacionados de alguna manera con los sonidos electrónicos, pero que por algún motivo sean dignos de figurar en las más oscuras antologías de la caspa y el frikismo del mundo mundial.
Inauguramos Elektrobizarro con una entrada doble, dedicada a dos proyectos, a cuál más estrambótico, cuyo nombre artístico en ambos casos era Germán, pero que nada tenían que ver uno con el otro.

Germán - Nada que hacer (7'' 1983)


El primer Germán fue un niñato, creo que barcelonés y de 13 años de edad. Esto último lo deduzco por el título del horror que acecha en la cara B de este "Nada Que Hacer", un single publicado en 1983 que incluso llegó a sonar en los 40 Principales.
"Nada Que Hacer" es un tema de pop chorra cantado con voz anodina por el tal Germán, quien relata sus desventuras de agobiado adolescente sobre un lecho de ligeros efluvios tecno-poperos. Curiosamente está escrito por un tal Paul Glaeser y, atención, Patrick-Jean Boissel, un francés afincado en Barcelona, ex-miembro de Último Resorte y Lemo, y que en aquella época andaba ocupado con temas más serios, como su sello independiente Wilde Records y su fichaje estrella, el grupo Claustrofobia, su revista musical Rock'In, y su propio grupo Patrick y La Marca Amarilla. Sorprende que sacara tiempo y, sobre todo, iniciativa para contribuir en un engendro como éste...
Poco después apareció otro single titulado "Verano", y seguidamente este Germán desaparece sin dejar rastro.
Por último, el cutrerío de esta entrada es tal que ni siquiera he sido capaz de vampirizar una portada en mejores condiciones. Obsérvese la etiqueta con el precio de El Corte Inglés...

DESCARGAR
(Contraseña: trybuna)

Germán - Quiero... (LP 1984?)


El segundo Germán, apodado Germán GSM, y de nombre real Germán Varone, es más espectacular si cabe. En 1984, o en 1986, no lo tengo del todo claro, autopublica este monstruoso LP, grabado en Málaga y titulado "Quiero...", un descacharrante disco repleto de infumables ritmos disco-funk, toques prog-rock, y baladas de aire erótico-setentero, con unos textos imposibles cantados por una voz que tanto puede recordar a un Nino Bravo en horas bajas como a Germán Coppini (¡hostia, otro Germán!) en su etapa Golpes Bajos.
Parte del contenido del disco ("Hasta el gorro", "Amor experimental") fue adelantado en un par de singles promocionales. Además, según reza la portada, incluye la canción "Pedaleando", probablemente todo un exitazo como sintonía de la Vuelta Ciclista... a Marte.
Pero lo mejor se reserva para el final: "Refugio Atómico", también publicada en single, una abominable balada ambientada en un apocalíptico escenario post-nuclear, que intenta sin mucho acierto acercarse a El Aviador Dro. Qué más quisieran el Chikiliquatre ése o la Karmele Marchante llegar a esto... Parece ser que este señor volvió a intentarlo en 1993 con un álbum titulado "Nueve Canciones de Amor" que no he tenido la oportunidad de escuchar.

DESCARGAR
(Contraseña: trybuna)

7 comentarios:

  1. Buena idea la tuya. La apoyo.
    Partiendo que no me gusta ninguno, lo del niño me parece un horror, ni canta ni nada. Supongo que sería hijo de alguién importante, sino no lo entiendo.
    El segundo German, te puede gustar o no, pero no suena tan deplorable.

    ResponderEliminar
  2. Sobre el primer Germán, eso es lo que había pensado, hijo de alguien importante... o hijo del segundo Germán, jejeje....

    ResponderEliminar
  3. Ambos trabajos son obras maestras...porque de Bizarre music estamos hablando, ¿no?.
    No se puede entender la música bizarra como un temazo o canción que suene bien, sino como algo abominable. Si hablamos en estos términos...muy buenos. :- )

    ResponderEliminar
  4. Has dado en el clavo, amigo Atom. Obras maestras de lo abominable. Estos discos son lo mejor... de lo peor! Seguiremos investigando la "elektropodredumbre" en futuras entradas de esta serie.
    Salu2!

    ResponderEliminar
  5. Hola! Pues he llegado a esta página buscando precisamente al niñato "German", y su canción "nada que hacer", y aquí está, internet es la ostia, muchas gracias. En realidad esta canción no me interesaría lo más mínimo si no fuera porque me quedó grabada junto a otra canción bastante más interesante, en un viejo cassette (de la radio, cortada por el vozarrón del locutor de los 40 diciendo "Geeerm m m M M A A N N"). Voy a ver si tienes por aquí esa otra canción, que es la que me interesa, y de la que sólo tengo la letra... algo así como "Donde están, mis gafas de sol, hace frío y tengo calor...". No, nada de canción del verano, más bien es del mismo estilo que la del "nada que hacer", pero al estar cantada por una chica en lugar de por un enano gully... pues la cosa cambia, no? Gracias de nuevo, saludos!

    ResponderEliminar
  6. Patrick Boissel produjo a este niño porque le pagaron para hacerlo.Se lo puedes preguntar a su e-mail de California.

    ResponderEliminar
  7. El Quiero de German GSM es un discazo, no tiene muchos medios pero fue innovador en la escena musical de aquellos años en Málaga. No entendéis que un disco de autor elevado a espacios pseudo electrónicos, y que? puedes hacerlo mejor. Es un disco de culto y lo sigo oyendo con frecuencia. Y he escuchado algo de música en mi vida... pero bueno, toda opinión es válida.

    ResponderEliminar